CEO2

(Gerente + compartiendo experiencias organizacionales)

Sí, yo soy Ingeniero superior industrial, pero mis hijos no tienen porqué serlo. Lo importante es que ellos encuentren lo que les haga felices en el futuro. Que tracen su camino, a pesar de que no nos guste o nos encaje a nosotros. Le suelo decir a mi mujer, que quizás nuestra hija puede que quiera ser peluquera, y nuestro hijo bombero. Eso sí, deberán procurar ser los mejores en lo que hagan, y para ello, les tendremos que apoyar nosotros como padres y en todos los sentidos. (!Ser el mejor en lo tuyo!)

Escapo de ser el padre que marca el camino de sus hijos estableciendo los objetivos para lo que me hubiera gustado ser. Una cosa es orientarles, pero lo importante es que tu hijo encuentre su camino por sí mismo, y que se desarrolle en él. Que encuentre la ilusión en lo que hace, ya que lo va a tener que hacer durante mucho tiempo (cada vez más). Que sea feliz. El niño tiene que desarrollarse y para ello, nos guste o no, tenemos que respetar cada periodo de crecimiento. En determinadas edades, hay que jugar. Me apena ver a niños con maletones más grandes que ellos saliendo de casa de noche y volviendo de noche, ya que además del cole tiene que aprender inglés, tocar el violín, pintar y hacer un montón de deportes.

A veces me pregunto, y éste, ¿cuándo va a hacer de niño? si es que el pobre no tiene tiempo.

En las empresas, lo vemos después, cuando el niño se hace grande y se incorpora al mercado laboral. Me quejo muchas veces cuando queremos contratar a alguien. Principalmente queremos gente normal, pero no hay tanta gente normal. Los hemos hecho anormales desde pequeños. Luego el sistema educacional se encarga del resto. Gente que no sabe trabajar en equipo, que no sabe hablar en público, buscar alternativas a problemas, negociar en diferentes culturas, liderar… Nos han enseñado a aprender cosas de memoria, sin hacer práctica de las mismas. Nos enseñan rigidez cuando nos hace falta creatividad.

Hay que bailar un poco más…

Mi blog

One Response so far.

  1. Javi Garrido says:

    Iepa Jon,
    lo primero felicitarte por el blog, interesante el liderazgo basado en las personas, ojalá se extendiera…
    sólo un apunte: ” Eso sí, deberán procurar ser los mejores en lo que hagan, y para ello, les tendremos que apoyar nosotros como padres y en todos los sentidos. (!Ser el mejor en lo tuyo!)” yo diría que deberían tratar de hacerlo lo mejor dentro de sus posibilidades, poniendo el máximo empeño, pero no necesariamente ser los mejores.
    SAludos,
    Javi