CEO2

(Gerente + compartiendo experiencias organizacionales)

No vale con ser bueno 10 minutos, un mes o un año. Hay que ser bueno siempre. Es una actitud, la actitud de la excelencia. Esto te lleva a querer desarrollarte constantemente, querer aprender de otros, leer, analizar, implantar, cuestionarte… procurar ser siempre la mejor versión de ti mismo. Es un modo de vida, de como ver, sentir y hacer las cosas. Y esto no se debe apagar con la edad, al contrario, tu experiencia debiera ayudarte a estar focalizado y avanzar más rápido.

Si tienes que ser mortal, por favor, que no te graben:

Mi blog