CEO2

(Gerente + compartiendo experiencias organizacionales)

¡Atento! ¡Escucha! ¡No te muevas! ¡Silencio! ¡Quieto! ¿Oyes esa música de fondo?

¡Es el ritmo de tu organización! ¡ La empresa en la que trabajas!

¿Que no la oyes? Y entonces, ¿Cuál es tu ritmo?¿ A qué ritmo te mueves?¿No vas con los demás?

La cultura de una organización siempre está ahí. A veces sentiremos más o menos su presencia, pero siempre nos guía en el día a día de nuestra empresa y en las decisiones que tomamos. Y hacemos muchas cosas por nuestra cultura, y no hacemos muchas cosas por nuestra cultura. Y la cultura cambia cada día, pero es un cambio lento. Y las personas cambian cada día, pero es también un cambio lento. Y las personas hacen de acuerdo a su cultura, de lo contrario la cambian. El cambio puede ser a mejor o a peor. Cuando son muchos los que van contracultura, la cultura cambia, despacio pero cambia. Cuando son unos pocos los que van contracultura, la cultura no cambia, y son ellos los que deben cambiar o de lo contrario sobran. No escuchan la música, y si la llegan a escucha o se la conocen, la interpretan mal:

Este vídeo me lo pasó Aritz Nogues

Mi blog