CEO2

(Gerente + compartiendo experiencias organizacionales)

Pulsa dos veces sobre el vídeo para verlo a pantalla completa

Trabajo en un sector exigente con el precio, y me ha tocado pelear con este tema desde hace mucho tiempo. Opino que el precio no se puede bajar, así, sin más y porque sí. Tiene que haber una justificación para la bajada de precio.

Lo primero porque si pudiera bajarlo a la primera de cambio significaría que he estado cobrando de más al cliente durante un tiempo, lo que se denomina en argot común “robando”. Lo segundo es porque tu producto o servicio debe tener un precio asociado a un coste. Tan sencillo como que si me pides que te baje el precio un 10%, no te puedo dar lo mismo. Me las tengo que ingeniar para poder darte algo parecido a un precio más bajo. Con lo cual, tengo que vender una mayor cantidad (volumen), o en otras condiciones de envío, o con otro material, o con otro nivel de calidad, o con otro embalaje,… es decir, tengo que modificar mi estructura de coste para poder darte un producto un 10% más barato. Y digo un producto, porque lo que te puedo ofrecer un 10% más barato, no es exactamente lo mismo que el producto inicial porque el que pagabas el 100%.

Y esto es algo que el cliente no entiende, ya que quiere exactamente lo mismo pero a un precio más bajo. Pero sencillamente es imposible, ya que el precio que te dí al inicio obedece a una estructura de coste determinada, y si no es así, no he sido honesto contigo. En definitiva, si quieres que te baje el precio, me tienes que dar algo a cambio.

Mi blog

2 Responses so far.

  1. Antonio Sánchez Escudero says:

    He sido y soy un gran vendedor. Las bases de un buen vendedor:-
    – Asegurar el pago
    — Sinceridad absoluta
    – Emoción
    – Defender la calidad. Vender la mejor calidad. La calidad está por encima de todo

    – El precio. No vender barato. Vender ganando y bien
    La calidad y el precio es un matrimonio que jamás se divorcia.

  2. Amaia Alustiza says:

    Totamnente de acuerdo con el video.
    Las cosas valen lo que valen.
    En la vida todos vamos hacia un mismo objetivo, vender y dar servicio.
    Todavía sigo esperando que alguien pregunte por mi trabajo y como lo realizo, antes de que tomen una decisión por mis servicios.
    Siempre demostrando…..