CEO2

(Gerente + compartiendo experiencias organizacionales)

Por fortuna, y creo también que por necesidad, la mayoría de las organizaciones van cambiando hacia modelos donde se fomenta que todo el personal aporte, sugiera, y critique constructivamente.

Bajo mi punto de vista, es la nueva revolución industrial, basar las empresas en las personas.  En el futuro, las mejores empresas (a todos los niveles) serán aquellas que hayan conseguido involucrar a las personas en las 8 horas que estas dedican al día al trabajo.

Es vital que las personas que trabajan en una organización sepan cómo va la empresa, si gana o pierde dinero, si factura más cada mes o menos, los problemas de calidad que tiene, humanos y de cualquier índole. Que conozcan para que son las piezas que producen, dónde van montadas, quienes son los clientes, y entre estos, cuales los más importantes, por qué la empresa fabrica unas cosas y no otras, por qué está en determinados países y no en otros, y así… hasta el infinito, y mucho mas!.

Necesitamos que cuando alguien dedica 8 horas de su vida  al día a una empresa, lo haga con ilusión, con pasión, con ganas de contribuir a un proyecto común, y dando lo mejor de si mismo, para así, con la suma de lo mejor de cada uno, ser la mejor o de las mejores organizaciones del mercado.

Lamentablemente, una cosa es decir (el papel lo soporta todo), y otra muy distinta hacer. Pocas empresas conozco que no digan que las personas son el activo más importante de su organización. Sin embargo, cuando preguntas cuanto tiempo les dedican, te dicen que muy poco, ya que no tienen tiempo (su tiempo está en el balance, la cuenta de resultados,la calidad, los clientes, las inversiones, el marketing…). El mensaje no es coherente, y menos real. Si tu principal activo son las personas, tu mayor parte del tiempo tiene que estar con ellas. Lo demás, decir y no hacer.

Aquí un vídeo para aquellos que no dejan hacer a las personas:

Mi blog